Saltar al contenido

Elefante indio, el gigante asiático

Elefante indio

Los elefantes son animales de características excepcionales y el elefante indio en particular es una maravillosa especie que están siendo amenazada por la caza furtiva y la explotación en trabajos forzados además de la invasión de los seres humanos a su hábitat. Te invitamos a conocer más de este maravilloso animal para que te enamores de todo lo que representa.

Características del elefante indio

El elefante indio es más pequeño que el de África, su altura hasta los hombros alcanza entre 2 y 3.5 metros, suelen tener un peso de 2000 a 5000 kilogramos y en su piel tienden a tener pequeñas manchas despigmentación.

Sus orejas no son tan grandes y su abdomen es proporcional a su peso corporal los dedos de su pie son amplios y si alguna vez los has visto personalmente o por televisión sin duda habrás notado que la planta de sus pies parece tener otro tipo de piel pues es mucho más suave y acolchonada por lo que obviamente es más delicada.

Suelen ser más nobles y manejables que los elefantes africanos por lo que, por supuesto, son más utilizados en el trabajo.

Conoce el hábitat del elefante indio

En general esta clase de elefantes es nativa de Asia continental que incluye la India, Bután, Bangladesh, Camboya, Vietnam, China, Laos y Malaya, un territorio bastante extenso.

Además en estos lugares puedes verlos desde el nivel del mar hasta 3000 metros de altura e incluso más en el Himalaya, unos animales verdaderamente adaptables y sorprendentes.

Elefante indio
Elefante indio

¿Qué comen los elefantes indios?

Un elefante indio es un mega herbívoro que suele consumir hasta 150 kilos de material vegetal compuesto de hierbas, cortezas de árboles, raíces y hojas en un solo día.

Cuando están en cautiverio su dieta incluye coles, manzanas, plátanos, frutas, verduras y su favorito la caña de azúcar. Suelen beber mucha agua llegan a consumir hasta 190 litros en un solo día la succionan con su trompa y luego la lanza chorros sobre su boca.

Incluso pueden tener en su dieta arbustos y bambú y gran parte del alimento que consume pasa a través de su sistema sin digerirse completamente.

Su reproducción, un poco complicada

El cortejo entre un macho y una hembra de los elefantes indios es muy corto y se basa en un juego en el cual el macho debe perseguir a la hembra durante algún tiempo que no suele sobrepasar los dos días. Curiosamente los machos más viejos de entre 40 y 50 años son los que más suelen parearse con las hembras que alcanzan su madurez a los 14 años de edad.

Elefantes indios
Elefantes indios

Durante el período de apareamiento los machos más jóvenes son agredidos por los más viejos y rara vez logran reproducirse a temprana edad, esto tiende a hacer más difícil el aumento el número de los elefantes ya existentes, aunado a que las hembras tienen un período de gestación de un poco más de 21 meses es decir casi 2 años tiempo durante el cual la hembra come muchísimo más.

Uno de estos pequeños elefantes puede llegar a beber hasta 10 litros de leche diarios y no tienen un instinto de supervivencia muy desarrollado por lo que son muy dependientes de sus madres y de las otras hembras del rebaño que los cuidan como si fueran sus propios hijos.